Conjuro tras un acto de cobardía

por Alex Xavier Aceves Bernal

por Alex Xavier Aceves Bernal

por Lizbeth Zavala Mondragón

Haz el amor con el odio.

Muérdele la verga y saborea su veneno.
Mete también un dedo en su ano,

y desgárralo.
Recuerda que ha traicionado en nombre del amor.
Chúpale sus testículos, duros y negros.
Ahora siéntate,

siéntate en la verga del odio.

Deslízate sobre ese frío y áspero miembro.

Cierra los ojos y siente los espasmos.

Date la vuelta, restriégate, y restriégate más.

Deja nacer la rabia entre tus caderas.
Deja que tu vulva estalle de palpitaciones,
que sangre tu clítoris.
Y llega.
Y llora, llora,
porque el odio duele.
Y grita, grita, grita muy alto,
deja que el viento oiga que el orgasmo lo has gozado.

Se derramará su fétido semen por tu vulva.
Arde, la cobardía arde.
Déjala correr entre tus piernas.

Siente cómo palpita su verga.

Abre los ojos. Contémplalo.

Míralo jadear con desesperanza.
Es negro. Está muerto.

Liberaste tu dolor en gozo.
Límpiate y lárgate de ahí.

«Lizbeth es escritora de clóset, pero de vez en cuando asoma el dedo gordo del pie.»

Twitter: @diotimabeth

 

Scroll To Top